Visit
San Mames
San Mames and rock

05/07/201705/07/2017

San Mamés y el Rock

Durante toda su historia, el estadio de San Mamés ha sido conocido como la catedral del fútbol.

Sin embargo, desde su primera construcción, ya se vislumbraba la posibilidad de celebrar en él otro tipo de eventos no deportivos. Es así, como este emblemático lugar en Bilbao ha acogido diferentes conciertos de rock.

Hoy en día, las técnicas permiten dejar el terreno como si nunca se hubiera celebrado otra actividad que no fuera la deportiva.

El primer festival musical tuvo lugar en junio de 1978 con la celebración del Festival Euskarari, más como una campaña en pro del Euskera, que como un acto musical en sí. Aunque desde los 60 se había popularizado el Pop y el Rock a nivel internacional, Bilbao seguía mostrándose tradicional y conservadora.

No fue hasta mediados de los años 70 cuando la capital vizcaína empezó a recibir grupos de Rock de cierto renombre. A San Mamés, sin embargo, aún le quedaba algo más de tiempo para “sonar”.

San Mamés y el Rock

Mick Jagger salda su deuda con San Mamés la catedral del Rock.

La primera oportunidad llegó con los mismísimos Rolling Stones. Fue con motivo de los actos para celebrar el centenario del Athletic Club.

El 18 de junio de 1998 estaba todo en marcha, pero una indisposición del cantante Mick Jagger hizo suspender la actuación.

Aquello fue un varapalo para muchos bilbaínos y fans. Una deuda pendiente que no se saldaría hasta cinco años después con la gira Licks World Tour en 2003.

Aquel año dio comienzo el que sería el primer gran concierto en San Mamés con temas como ‘Brown Sugar’ y ‘Start me up’, y tras los cuales Mick Jagger saludó en euskera: “Gabon Bilbao, azkenik hemen gaude” (“Buenas noches Bilbao, por fin estamos aquí”).

En aquella ocasión, San Mamés reunió a 36.000 espectadores bajo fuegos artificiales y luces de colores. La fiesta había llegado a San Mamés para quedarse.

El guitarrista de Bruce Springsteen entona “Desde Santurce a Bilbao” en San Mamés.

La siguiente ocasión en la que el Rock se apoderaría de San Mamés sería con Bruce Springsteen y su banda, en julio de 2009. El guitarrista de la banda, Nils Lofgren salió con un acordeón y entonó las clásicas notas del conocido cancionero bilbaíno, “Desde Santurce a Bilbao”.

Tras este aclamado guiñó, Bruce Springsteen saltó al escenario con un “Kaixo Bilbao, pozik nago” (“Hola Bilbao, estoy contento”).

San Mamés recompensa a los fans de AC/DC.

El rock no tardaría en volver a sonar en el estadio bilbaíno. Un año y dos días después, San Mamés volvió a convertirse en catedral del Rock. Era el turno de AC/DC.

Las 36.000 localidades disponibles se agotaron en julio de 2010 para ver el que se comentaba sería último concierto de la banda y que cerraba a su vez la gira mundial.

Los fans por fin quedaron más que satisfechos, esta vez en la catedral del Rock.

Último gran encuentro de San Mamés con el Rock.

El último gran concierto de Rock ha estrenado en esta ocasión el nuevo estadio San Mamés, escenario que continuará con la tradición de albergar los conciertos de las mejores bandas de Rock.

El turno fue para el grupo californiano Guns N’Roses el pasado 30 de mayo. Esta vez tampoco decepcionó. El espectáculo fue tal que San Mamés se coronó de nuevo como catedral del Rock, esta vez en un escenario nuevo, pero con la grandiosidad y el perfecto desarrollo del evento. 

 

 

 

Espacios eventos Bilbao

Suscríbete a la newsletter

Recibe los contenidos en tu email

He leído y acepto la política de protección de datos.